Ni una palabra quedará, siquiera…

 

Ni una palabra quedará, siquiera,

Amor que eras mi amor, que eras mi vida.

Ya no te digo adiós, ni hay despedida

Ni volveré a llorar por lo que fuera.

 

Dónde quedó el terror frente a la espera,

Dónde el pretexto fácil de la huída:

Estoy de pronto, como adormecida,

Brazos ausentes, párpados de cera.

 

Amor que eras mi amor, estás tan lejos

Que tu imagen se vela en los espejos

Y está la niebla donde había llamas.

 

Oigo que rondas pero no te veo,

Vuelvo a escuchar tu voz, pero no creo.

Ya no importa si estás ni si me llamas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

J.P.F.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: